Mamá me enseñó! ¡Ahora quien lo prueba pide receta! ¡Comido en un instante!

Si eres un amante de la repostería y estás buscando una receta deliciosa y fácil de preparar, estás en el lugar correcto. Hoy te voy a enseñar a hacer un exquisito panecillo con crema agria y requesón que te hará quedar como un experto chef ante tus amigos y familiares. Esta receta es un verdadero tesoro que mamá me enseñó y que ahora quiero compartir contigo. ¡No podrás resistirte a pedir la receta una vez que lo pruebes! Así que, manos a la obra, y comencemos a cocinar.

Ingredientes:

  • Mantequilla 200 gr
  • Harina 300 gramos
  • Polvo para hornear 1 cucharadita
  • Azúcar 100 gramos
  • Yema de huevo 3 piezas
  • Crema agria 4 cucharadas.
  • Requesón 400 gr
  • Huevo 1 pieza
  • Azúcar 100 gramos
  • Clara de huevo 3 piezas
  • Azúcar 150 gramos
  • Leche condensada 100g
  • Chips de coco al gusto

El tamaño del formulario es 22×22 cm.

Deliciosa masa con crema agria

Para comenzar, vamos a preparar la deliciosa masa con crema agria que será la base de nuestro panecillo. Sigue estos pasos:

  1. En un recipiente hondo, mezcla la mantequilla con la harina común y el polvo para hornear. Utiliza tus manos para formar una masa suave con estos ingredientes.
  2. Añade los 100 gramos de azúcar, las yemas de huevo y la crema agria a la masa. Mezcla todo con cuidado para asegurarte de que no queden grumos en la mezcla resultante.
  3. Divide esta masa en dos mitades. Coloca una mitad en el congelador durante 20 minutos y la otra en el refrigerador.

Deja reposar la masa y crea una mezcla de cuajada

Mientras la masa reposa, vamos a preparar la mezcla de cuajada que le dará ese sabor único a nuestro panecillo:

  1. En un segundo bol, bate el requesón junto con el huevo y los 100 gramos de azúcar. Asegúrate de obtener una mezcla suave y homogénea.

Coloca gradualmente la mezcla preparada

Ahora, es momento de armar nuestro panecillo:

  1. Coge un molde para horno y cubre su fondo con papel de horno.
  2. Coloca la masa del refrigerador sobre el papel de horno y distribúyela por toda la superficie con la ayuda de tus manos.
  3. Vierte la crema de cuajada sobre la capa de masa que cubre el fondo del molde para hornear.
  4. Luego, cubre la crema de cuajada con las claras de huevo batidas y 150 gramos de azúcar, de la misma manera.
  5. Finalmente, saca la masa que estaba en el congelador y rállala con un rallador grueso para crear la última capa de nuestro panecillo.

Hornea el panecillo

Precalienta el horno a 180 grados y hornea el panecillo durante 40 minutos. Verás cómo se dora y adquiere un aroma irresistible.

Un toque especial

Si deseas darle un toque aún más especial a tu panecillo, puedes untarlo con leche condensada una vez que esté listo. Esto le dará un sabor más pronunciado y dulce que encantará a todos.

¡Y voilà! Ahora tienes un panecillo con crema agria y requesón que te hará sentir orgulloso de tus habilidades culinarias. Mamá me enseñó esta receta y ahora te la he compartido. ¿Quién se puede resistir a pedir la receta después de probarlo?

Conclusion

En resumen, esta receta es una delicia que puedes preparar en poco tiempo y que sorprenderá a todos con su sabor. Sigue los pasos detallados y disfruta de este panecillo casero que te hará quedar como un chef profesional.

FAQs

  1. ¿Puedo utilizar otro tipo de queso en lugar de requesón? Sí, puedes experimentar con otros tipos de queso, pero el requesón le da un sabor único a esta receta.
  2. ¿Se puede omitir el azúcar si quiero que sea menos dulce? Claro, puedes reducir la cantidad de azúcar según tus preferencias.
  3. ¿Puedo congelar el panecillo para guardarlos más tiempo? Sí, puedes congelar porciones individuales y luego calentarlas en el horno cuando las desees.
  4. ¿Cuál es la textura final del panecillo? El panecillo tendrá una textura suave y esponjosa en el interior y una capa crujiente en la parte superior.
  5. ¿Cuál es la mejor manera de servir este panecillo? Puedes disfrutarlo caliente o a temperatura ambiente, acompañado de una taza de café o té. ¡Es perfecto para cualquier ocasión!

Espero que disfrutes haciendo y degustando este delicioso panecillo tanto como yo. ¡Buen provecho!

Seamos Amigos

¡Únase al boletín de Emily para obtener recetas exclusivas, consejos y más!

¡Te has suscrito correctamente!