Desaparecerán en 1 Minuto son una auténtica bomba Receta fácil y rápida

¡Bienvenidos a esta receta mágica! Hoy aprenderemos a preparar unos deliciosos pastelitos que desaparecerán en menos de un minuto. Estos dulces son una auténtica bomba de sabor, con un toque refrescante de limón y la dulzura de los melocotones. Lo mejor de todo es que esta receta es fácil y rápida de hacer. Así que, sin más preámbulos, ¡vamos a cocinar!

Ingredientes

Para la crema:

  • 300 ml de leche
  • 1 yema de huevo
  • 10 g de azúcar de vainilla
  • 3 cucharadas de azúcar
  • 2 cucharadas de maicena

Para la masa:

  • 2 huevos
  • 100 gramos de azúcar
  • 100 ml de aceite de girasol
  • 300 g de harina común
  • 10 g de levadura en polvo
  • Ralladura de limón
  • 80 g de melocotones enlatados

Método de preparación

Paso 1: Preparar la crema

  1. Vierte 300 ml de leche en un cazo y agrega 1 yema de huevo, 10 g de azúcar de vainilla y 3 cucharadas de azúcar.
  2. Añade 2 cucharadas de maicena y revuelve a fuego lento hasta que la mezcla espese.
  3. Cubre la crema con papel de aluminio y déjala enfriar.

Paso 2: Preparar la masa

  1. En un bol, mezcla 2 huevos y 100 g de azúcar hasta obtener una mezcla homogénea.
  2. Agrega 100 ml de aceite de girasol y mezcla.
  3. Incorpora 300 g de harina tamizada y 10 g de levadura en polvo. Añade la ralladura de limón y mezcla hasta obtener una masa suave.
  4. Divide la masa en dos mitades y mételas en el frigorífico durante 30 minutos.

Paso 3: Armar los pastelitos

  1. Estira la mitad de la masa y recorta círculos con un molde.
  2. Coloca los círculos en una bandeja forrada con papel de horno.
  3. Coloca en cada círculo un trozo de melocotón en rodajas y una cucharadita de la crema preparada anteriormente.
  4. Ralla la otra mitad de la masa sobre cada círculo, cubriendo los ingredientes.

Paso 4: Hornear

  1. Precalienta el horno a 200 grados Celsius.
  2. Hornea los pastelitos durante unos 20 minutos, o hasta que estén dorados.

Paso 5: Decorar y disfrutar

  1. Después de enfriar, espolvorea los pastelitos con azúcar en polvo.
  2. ¡Buen provecho!

Estos pastelitos son una verdadera delicia que desaparecerán en un abrir y cerrar de ojos. La combinación de la crema suave y el toque de limón con los melocotones hace que sean irresistibles. Además, la masa esponjosa y dorada los convierte en un verdadero placer para el paladar. Puedes disfrutarlos en cualquier momento del día, ya sea como postre o como merienda.

Ahora que sabes cómo preparar estos deliciosos pastelitos, ¿qué estás esperando? ¡Ponte manos a la obra y sorprende a tu familia y amigos con esta receta fácil y rápida!

Preguntas Frecuentes

1. ¿Puedo utilizar otros tipos de fruta en lugar de melocotones?

Sí, puedes experimentar con diferentes frutas según tu preferencia. Manzanas, peras o fresas también son buenas opciones.

2. ¿Puedo hacer la crema con leche vegetal?

Claro, puedes usar leche de almendras, leche de coco u otra leche vegetal en lugar de leche regular.

3. ¿Cuánto tiempo se conservan los pastelitos?

Los pastelitos se conservan bien en un recipiente hermético en el refrigerador durante aproximadamente 2-3 días.

4. ¿Puedo congelar los pastelitos?

Sí, puedes congelar los pastelitos sin problemas. Asegúrate de envolverlos bien en papel film antes de congelarlos.

5. ¿Puedo añadirle otro tipo de sabor a la crema?

¡Claro! Puedes experimentar con diferentes extractos, como vainilla o almendra, para darle un toque único a la crema. ¡Diviértete cocinando!

Ahora que tienes todas las respuestas a tus preguntas, ¡manos a la obra y disfruta de estos deliciosos pastelitos! Recuerda compartir esta receta con tus amigos y familiares para que ellos también puedan disfrutar de esta auténtica bomba de sabor. ¡Buen provecho!

Seamos Amigos

¡Únase al boletín de Emily para obtener recetas exclusivas, consejos y más!

¡Te has suscrito correctamente!